Reducción de Estomago no quirúrgica, método APOLLO ® (Novedad)

El método OverStitch de Apollo es una nueva tecnología que permite, gracias a herramientas técnicas de última generación, reducir el tamaño y limitar la capacidad del estómago vía endoscópica, ayudando al paciente a que se sienta saciado antes. De esta forma se disminuye la cantidad de comida ingerida, disminuyendo consecuentemente la absorción de calorías.
Es la opción quirúrgica más segura y menos invasiva para tratar la obesidad, ya que al no realizarse incisiones externas, es un proceso mínimamente invasivo, reduciéndose el dolor post cirugía y el riesgo de infección al no haber herida quirúrgica.

Reducción de Estomago no quirúrgica

¿Qué ventajas tiene?

  • Reducción del dolor post cirugía.
  • Disminución del riesgo de infección.
  • Ausencia de cicatrices externas.
  • Recuperación más rápida y estancia hospitalaria más corta.

¿Qué es y en qué consiste?

El procedimiento se realiza mediante anestesia general. A través de la boca se introduce un endoscopio de doble luz protegido por el dispositivo introductor que queda en la boca. Con este procedimiento se realiza una reducción del volumen y la capacidad gástrica, mediante una sutura a través de toda la curvatura mayor del estómago (desde el antro hasta el fundus) por vía endoscópica, provocando un efecto parecido a la gastrectomía tubular quirúrgica.
Una vez realizados aproximadamente 4 o 5 pases de aguja transmural por cada sutura a nivel de la curvatura mayor se realiza el cierre de la sutura, mediante tracción manual. Se continúan proximalmente las siguientes suturas hasta llegar al fundus.

¿Es necesario ingresar?

El tratamiento POSE se realiza por endoscopistas en quirófano bajo anestesia, teniendo una duración aproximada de 45-60 minutos. El paciente se encuentra anestesiado, no sintiendo molestias ni dolor en ningún momento. Una vez realizada la intervención el paciente pasa a la sala de despertar hasta recuperarse de la anestesia.

¿Cuanto peso se pierde?

La perdida de peso empieza a partir de la primera semana, consiguiendo una pérdida media de peso de 600 gr- 1,5 kg a la semana. Podrás llegar a perder hasta un 45% de tu exceso de peso. Al hacer más pequeño el estómago, sentirás menos hambre y se comerás menos.

Pide cita